Áreas Protegidas en el Altiplano cuentan con planes para turismo sostenible

29-jul-2016

Fotografías de abajo de izquierda a derecha: 1. Alcalde de San Marcos, Cirilio Gabriel López López, Elder Manrique Figueroa, Secretario Ejecutivo de CONAP, entregando equipo. 2. Ing. Minor Obdulio García entregando reconocimiento a Corazón del Bosque.

 

Quetzaltenango, Guatemala. Autoridades del Consejo Nacional de Áreas Protegidas entregaron a alcaldes municipales planes maestros y planes de gestión y manejo de visitantes, así como equipo de monitoreo para observar impactos (positivos y negativos) del turismo en siete áreas protegidas piloto del Altiplano Occidental.

La ceremonia de entrega estuvo a cargo de Elder Manrique Figueroa, secretario ejecutivo de CONAP, y de Minor Obdulio García, subsecretario ejecutivo de CONAP. Los planes entregados establecen prioridades de conservación, normativas y directrices específicas que aseguren un correcto desarrollo del turismo de bajo impacto como herramienta de desarrollo sostenible.

Los planes fueron diseñados como parte del proyecto “Promoviendo el Ecoturismo para Fortalecer la Sostenibilidad Financiera del Sistema Guatemalteco de Áreas Protegidas”, ejecutado por el CONAP con apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y financiación del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF por sus siglas en inglés). El objetivo del proyecto es fomentar el turismo sostenible para generar ingresos que puedan ser destinados a la conservación de la biodiversidad de importancia mundial en Guatemala.

El turismo sostenible representa una importante oportunidad con múltiples beneficios para la conservación de las áreas protegidas. Su valor educativo y concientización ciudadana y su potencial para poner en valor la conservación a través de generar recursos económicos (por medio de tarifas de ingreso o venta de servicios turísticos) son solo dos ejemplos de cómo esta industria puede convertirse en el perfecto aliado para la conservación de los recursos naturales.

Sin embargo, esta actividad no está exenta de riesgos y un inadecuado manejo puede conllevar efectos indeseados en ambientes de fragilidad ecológica. Por este motivo, una parte importante del desarrollo ordenado del turismo en áreas protegidas es el monitoreo de los impactos, tanto negativos como positivos, de los visitantes.

En este sentido, el Proyecto también trabaja para fortalecer la capacidad local para implementar sistemas de control que permitan establecer el estado de la biodiversidad en cada momento y así determinar el impacto generado por las actividades de visita. Para favorecer dichas actividades, autoridades del CONAP entregaron equipo de monitoreo y computación, entre otros materiales, como computadoras, impresoras, sistemas satelitales de ubicación, cámaras fotográficas, binoculares,  linternas y guías de aves y mamíferos.

De las 334 áreas protegidas que actualmente componen el Sistema Guatemalteco de Áreas Protegidas (SIGAP), 66 son parques regionales municipales y 183 son reservas naturales privadas. Estos números evidencian que ustedes son una parte vital para la conservación de los recursos naturales y culturales de todo el país”, dijo Figueroa, secretario ejecutivo de CONAP, a las autoridades municipales.

“El CONAP apuesta por poner a la gente en el centro de la filosofía de conservación de los recursos naturales. Apostamos por un uso sostenible de dichos recursos, de forma que se satisfagan las necesidades de desarrollo de la población local con la conservación de las áreas protegidas”, agregó García, Subsecretario Ejecutivo de CONAP.

Por su parte, Alejandro Calvente, coordinador de Proyecto, expresó que “el apoyo de los señores alcaldes es de vital importancia para lograr implementar los planes entregados. De esta forma lograremos que la esfera técnica y la esfera política vayan de la mano en el esfuerzo común por la conservación y por servir a la población de cada uno de sus municipios”.

Nueva reserva natural privada

Otro importante suceso logrado como por parte del Proyecto ha sido la declaratoria del Parque Ecológico Corazón del Bosque como Reserva Natural Privada registrada en el Sistema Guatemalteco de Áreas Protegidas (SIGAP). Durante la ceremonia se hizo la entrega de un reconocimiento a la Asociación La Guadalupana por esta inscripción. Este reconocimiento destaca que Corazón del Bosque es una de las once áreas protegidas de país que son propiedad y están bajo el manejo de una asociación comunitaria.

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Guatemala 
Ir a PNUD Global

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tabago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe